Sistemas de calefacción eficientes para el hogar

calefaccion-gasoleoUna casa puede tener uno de varios y diferentes tipos de instalaciones de calefacción.

Ellos pueden conducir el aire caliente a través de los conductos y tuberías de agua caliente de una determinada edificación y funcionan gracias a varios tipos de energía entre ellos el uso de gasóleo para calefacción, que hoy en día es muy popular.

Independientemente del tipo de sistema de instalaciones de calefacción que se tenga, existen diversas ventajas y desventajas con su utilización. Así que vale la pena una rápida revisión de los tipos más populares de sistemas para hogares, saber cómo funcionan, y cuáles son sus pros y contras.

Los tipos más populares de instalaciones son los sistemas de aire forzado, calor radiante, sistemas hidrónicos, sistema radiante de vapor y la calefacción geotérmica, que en los últimos años se está utilizando en muchas edificaciones tanto comerciales como residenciales.

En primer lugar, los sistemas de calefacción de aire forzado se destacan como el tipo más común de calefacción y sistema de refrigeración. El aire es calentado en un horno y es distribuido para un lugar cerrado a través de conductos que salen del horno hacia las habitaciones del hogar o para donde se decida enviar. El horno funciona utilizando diversas fuentes de combustible como el gas natural, gasóleo a domicilio, propano, petróleo o la electricidad. Sus grandes ventajas es que el aire puede ser filtrado, humedecido y totalmente deshumidificado, pero al mismo tiempo, este sistema requiere de un mantenimiento regular.

Por su parte, el sistema de calor radiante es conocido por proporcionar calor de una forma más naturales y confortables de calefacción para recintos cerrados.

Estas instalaciones de calefacción funcionan a través del proceso de radiación o transferencia directa de calor de una superficie caliente a una fría. Este sistema generalmente genera el calor por medio de una caldera, la cual puede estar alimentada por gas natural, gasóleo, propano, petróleo o por la electricidad. Algunas estufas pueden utilizar la madera o el carbón, mientras que otras pueden ofrecer bastante eficiencia energética para el hogar.

En cuanto a los sistemas hidrónicos de calefacción, hay que determinar que son sistemas que al igual que el calor radiante, su funcionamiento depende del agua caliente, la que es calentada por una caldera encargada de calentar un espacio determinado por medio de una combinación de radiación y convección.

Cualquier otro sistema de calefacción puede ser utilizado ya sea para el hogar o para un establecimiento comercial, pero en esencia, los tres sistemas descritos en este artículo se destacan por su eficiencia energética y sus excelentes resultados ofreciendo calor y abrigo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s