Adelantándose al congelamiento de las tuberías

limpieza-tuberias-conductosCuando el agua se congela, se expande. Es por eso que una lata de refresco explota si se deja por mucho tiempo en un congelador para enfriarse rápidamente.

Cuando el agua se congela en una tubería, se expande de la misma manera, el efecto es el mismo. Si se amplía lo suficiente, se pueden presentar roturas en las tuberías, fugas de agua y otros serios daños que pueden ser muy molestos, sobre todo en invierno.

La formación de hielo en un tubo no suele causar por sí solo una ruptura o daño en la tubería. Es la expansión radial del hielo contra la pared de la tubería la que causa la ruptura, por eso, es necesario hacer una limpieza de conductos y tuberías preventiva. Más bien, después del bloqueo completo de la tubería por el hielo, seguido de la congelación tuberías y la expansión en el interior que hace que la presión de agua aumente causando la ruptura del sistema.

Precisamente, es este aumento en la presión del agua la que desencadena la insuficiencia en la tubería y, generalmente, la tubería se revienta donde se ha formado y ha causado la obstrucción.

Arriba de la obstrucción de hielo el agua siempre tiende a retroceder hacia su fuente, ya que arriba no hay acumulación de presión para causar una rotura. Entonces, cuando se da la rotura, el agua tiene que congelar los bloqueos de hielo que se produzcan. Los tubos que están adecuadamente protegidos a lo largo de toda su longitud por medio del sistema de aislamiento del edificio, por un aislamiento en el mismo tubo o por medio de calefacción, son sistemas seguros que no presentarán ningún problema en invierno.

limpieza-tuberias-congeladas

Si por otro lado, no se posee ningún sistema de aislamiento y aún no se han buscado métodos de calefacción para tuberías congeladas y no se han realizado procesos de limpieza técnica profesional, tenga la seguridad que invierno será una temporada bastante dura, sobre todo para proveerse de agua fresca en el hogar.

De verdad no resulta muy costoso invertir en un sistema de calefacción de tuberías para mitigar el riesgo de congelación y posterior ruptura de las tuberías del hogar. Sin duda, la mejor manera en invierno de mantener fluyendo el agua en las tuberías, desaceleran o deteniendo el proceso de congelación, es mediante la transferencia de calor. Para esto efectivamente se han desarrollado sistema de cables que ofrecen constante calor a las tuberías, manteniendo una temperatura estable que previene la congelación del agua y elimina el riesgo de un daño indeseado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s